Esperamos tu historia corta o larga... Enviar a Latetafeliz@gmail.com Por favor, enviar historias en word y revisen la continuidad de sus capítulos... o No Publico nada

La Hija Del Diablo - Ve C - 46

Capítulo 46

Despierto en el hospital con dolores en el cuerpo. Llevo mi mano a mi cabeza y tengo una venda. Puedo sentir más dolor en la espalda. Muevo mis piernas y puedo moverlas. Ahora que lo pienso al ir manejando rápido me olvide de usar el cinturón de seguridad.
-      ¿Cómo estás?- escucho la voz de Uriel.
No quiero ni mirarlo porque no quiero escuchar lo que tiene que decirme.
-      Dolorida- respondo- me duele la cabeza y la espalda y después el cuerpo pero seguramente es producto a los golpes.
-      Si porque al no llevar cinturón e ir manejando fuerte con la llovizna, la sacaste barata- dice mirándome- algunos vidrios te cortaron la frente y en la espalda fue lo más grave.

La Hija Del Diablo - Ve C - 45

Capítulo 45

¿Drogada? Pero ¿Cómo? Si ella no se droga ni toma ningún medicamento con el cual pueda terminar con una sobredosis.
-      ¿ella estará bien?
-      En estos momentos se encuentra con un respirador porque le cuesta respirar. Le hemos sacado un poco de sangre para saber con qué se drogo…
-      Disculpe doctora pero ella no se droga.
-      Bien- dice ella- vamos a hacer estudio para saber que droga tiene en su sistema y la tendremos controlada para saber si tiene efectos secundarios hasta que se recupere al cien por ciento. Me has dicho que no se droga, ¿sabes porque pudo haber terminado así?

La Hija Del Diablo - Ve C - 44

Capítulo 44

Estoy sentada en el departamento de Manuela y Rosa y miro el reloj una vez más. Hace más de una hora que hable con Luz. Ya debería estar aquí.
Me tiene preocupada, que si ha pasado algo, no me llame. El medico acaba de irse hace unos momentos  lo de Rosa por suerte no es nada grave. Mañana deberá ir hacer unos estudios de la cabeza por los golpes que se dio pero nada más.
Manuela se sienta a mi lado después de haberle dejado durmiendo a su chica.
-      ¿todo bien?-pregunta pasándome un té.
-      Más o menos- respondo después de beber un sorbo- ¿Cómo está ella?

La Hija Del Diablo - Ve C - 43

Capítulo 43

¿Hija? ¿Escuche bien? No seguramente no lave bien mi oreja, aunque creo que sí.
-      ¿hija?
-      Sabes una vez quise experimentar el ser humano y vivir aquí y decidí caer. Cuando caí conocí a una hermosa mujer de la cual me enamore. Con el tiempo tuvimos una relación y ella quedo embarazada. Fue la noticia mal feliz en toda mi existencia. Pensé que estaba condenado para siempre pero al caer, pero un día bajo Miguel hablar conmigo de que había forma de ser perdona. Lo dude mucho no quería dejar a mi familia pero tampoco tenía un apellido que darles, hable con ella. no fue algo fácil, pero aquí estoy.

La Hija Del Diablo - Ve C - 42

Capítulo 42

Observo a mi novia que sigue practicando y realmente le sale bien lo del vuelo.  De mi parte me siento frustrada porque no me saliera. Quizás me di por vencida muy rápido o Uriel tiene razón y estoy acostumbrada a no esforzarme demasiado por las cosas. Estudiar para mí es fácil, me aprendo enseguida siempre y cuando no este distraída,  y en mi familia recuerdo que una sonrisa a mi madre o padre obtenía lo que quería, solo el hecho de que no convencí a ninguno en lo del internado, no sé si ahora será así. Supongo que Damián al estar con ellos ahora, consigue lo que quiere. Y en cuanto a tener una chica, es lo mismo una sonrisa y alguna miradas y listo. 

La Hija Del Diablo - Ve C - 41

Capítulo 41

-      ¿Cómo cuando la gente reza?-pregunta Luna.
Uriel tiene la mirada fija en los árboles, está escudriñando todo, mientras se oye el canto de los pájaros.
-      Cuando alcanzas la gloria estas conectada con todo.  puedes sentir los árboles, la lluvia, en fin te conectas con eso que une a todo lo viviente.
-      ¿Cómo se alcanza?-vuelve a preguntar ella.
-      Puede desencadenarse por hechos u emociones intensas- responde el- Luz la alcanzo por primera vez en el internado. Aunque  por supuesto su ascenso a la gloria no fue del cien por ciento.
-      ¿en qué momento?- responde, yo solo estoy en silencio escuchando la conversación- yo la vi esa vez que estaba durmiendo que brillaba su cabello.

La Hija Del Diablo - Ve C - 40

Capítulo 40

Uriel no dice nada porque sabe que tengo razón. Nuestra vida jamás fue, ni va ser normal. Puede que antes de ver nuestras alas y demás tuviéramos dudas, pero ahora ya no. La verdad es que nuestra vida jamás fue normal, en si nosotras no somos normales. Somos ángeles.
Decirme eso mentalmente aun me cuesta trabajo. Asimilarlo realmente es difícil ahora entiendo a Luna que se desmayara y esas cosas.
Mi cabeza está hecha un lio por tantas cosas de ángeles que leí en el internado, que me dijo Uriel y esto. Por un lado quisiera no haberme enterado nunca pero por el otro siento demasiada curiosidad con cosas que las personas le gustaría saber o los científicos.

La Hija Del Diablo - Ve C - 39

Capítulo 39

Son reales. Alas de verdad con plumas de verdad como las de anoche de Uriel.
Son alas comunes por así decirlo, las de Uriel tienen un tono rojizo pero los míos son solo blancos. Esta es la prueba de que lo que paso anoche con Uriel no fue un sueño. Las siento pesadas pero aprenderé a manejar eso. Uriel esta para enseñarnos
A pesar de ser solo blancas son muy bonitas y saco pecho al mirarlas aunque quisiera verla bien.
Vuelvo mi vista a Uriel que está sonriendo quiero ver la cara de Luz pero recuerdo que nos pidió a las dos que hagamos el ejercicio de relajación y el decir lo que somos en angélico.
Al mirarla veo que ella también tiene alas en su espalda, son blancas con tonos azules índigo. Son hermosas alas igual que ella.
También me mira y sonríe y se acerca a mí.

La Hija Del Diablo - Ve C - 38

Capítulo 38

La sostengo en mis brazos, esperando que se digne a volver Uriel. Seguramente ya extrañaba volar pero no es para que nos deje acá en las oscuridades solas.
Hablo a Luna pero ella no me responde. Si ya la vez pasada se puso mal cuando le dijo algo relacionad a los angeles, Uriel por lo visto no aprende, debe tener más cuidado al decir las cosas. Es un idiota, que por cierto donde mierda esta.
-      ¡Uriel- grito
Llevo mi vista al cielo y lo veo dar un par de vueltas en círculos, planea hacia donde nos encontramos nosotras. Su vuelo es lento, queda suspendido sobre nuestras cabeza y aletea un par de veces antes de pisar el suelo.

La Hija Del Diablo - Ve C - 36 y 37

Capítulo 36

No sé qué decirle, muchas cosas vienen a mi cabeza primero lo de las almas gemelas, después lo que me dijo la gitana aquella del parque que tengo una misión resultado de una castigo y hora esto de que estoy maldita, ¿Qué más? O es que todo de una manera u otra está relacionado.
-      ¿Cómo que maldita?- se escapa de mis labios mientras sigo intentando analizar cada información que tengo.
-      Si estas maldita más bien condenada.
-      Por favor explícate mejor Uriel de una vez quieres.

La cazadora - Zukkik-Jess - 20

CAPITULO 20

-         ¿Qué podremos hacer ahora?
-         Rezar no nos servirá de nada – Christian bajó la mirada intentando pensar. Su hijo debía estar por cumplir su primer año y no estaba allí para celebrarlo… quizás no pudiera verlo crecer y eso le rompía el corazón.
-         Alcalde – Morlock se acerco a ellos – el soldado noruego dice que si vamos con él hasta el barco principal de los aliados podría interceder a nuestro favor.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...