Esperamos tu historia corta o larga... Enviar a Latetafeliz@gmail.com Por falta de tiempo, no corrijo las historias, solo las público. NO ME HAGO CARGO DE LOS HORRORES DE ORTOGRAFÍA... JJ

2+2 Destino - JJaxxel - 3

CAPÍTULO  3

A la mañana siguiente, Alex algo apurado, golpeó a la puerta del departamento de las chicas. Ana que estaba desayunando fue a abrir la puerta.

-Hola disculpa, No quiero molestar – Dijo Alex.

-Hola, eres Alex ¿no?

-Sí, soy Alex, ¿y tu Ana? Estoy algo apurado, llegó tarde a mi oficina.

-¿Necesitas algo?

-Sí, una secretaria.


-¡Ah! – no entendía lo que estaba diciendo Alex

-Perdón, Ana, me dijeron que estas buscando trabajo. Y yo necesito una secretaria, Por eso, vine a preguntarte ¿si te interesaría?

-¿Y cómo sabés que busco empleo? – preguntó Ana algo confundida.

-Me lo dijo Daniel, mi compañero de departamento.

-Pues no sé, yo… - Alex no la dejó terminar de hablar y sacando una tarjeta del bolsillo de su camisa, se la entregó.

-Mira, ve dentro de dos horas a la oficina y hablamos ahí bien, sobre horarios y sueldo… ¿Si te parece?

-Ok, lo pensaré – le respondió Ana tomando la tarjeta y leyéndola.
Alex se despidió atentamente y salió apurado.

-Brendaaaaaaaaaa – Gritó Ana entusiasmada cerrando la puerta después que Alex se fuera.

-Acá estoy, no grites.

-No vas a creerlo.

-¿Qué cosa?

-Ese Alex vino a ofrecerme trabajo.

-¿Qué? ¿Quién?

-Alex, nuestro vecino del enfrente.

-Ah… ¿trabajo de qué?

-De secretaria.

-¡Qué raro! ¿Y cómo sabe ese Alex que vos buscabas trabajo?

-Pues parece que se lo dijo Daniel, ya te conté que el otro día se hizo el galán conmigo abajo en la entrada y yo le corté el rostro. Y le dije que debía irme a una entrevista de trabajo. Así que supongo que por eso, me viene a ofrecer el trabajo. O Chabela le debe haber dicho algo. No sé.

-O sea que si aceptas, ese tal Daniel puede pedirte algo… a cambio ¿no?

-No sé – Ana se rió y se metió en su cuarto a cambiarse. Brenda la siguió…

-¿No sabés?

-No, no sé, no seas tan desconfiada de la gente Brenda. Además si se me tira un lance otra vez, no soy ninguna niña tonta. Y sé cómo pararle el carro. Igual ojala lo haga porque esta tan lindo…
Ya en la oficina…

…Ana llegó a la puerta de la oficina y golpeó. Algo apurado Daniel abrió y al verla sonrío. Ella se puso un poquito nerviosa pero lo disimulo.

-Hola, pasa.

-Hola, vine por lo del empleo – contestó.

-Sí, sí, Pasa, así hablas con Alex, que es quien se ocupa de eso. Yo debo salir rápido… nos vemos después – Le dijo y salió de la oficina y cuando cerraba la puerta dijo – ¡Alex, gente! – Y se fue.

Ana pasó, y comenzó a mirar la pequeña oficina, donde había unas sillas, y un pequeño escritorio. Casi nada de decoración tenía el lugar.
Alex salió de otra oficina. Y al verla. Sonriendo la invitó a pasar a su oficina. Así lo hizo Ana. Dentro charlaron sobre la oferta de trabajo, él le explicó lo que debería hacer, y cuanto podía pagarle de sueldo. Ella sintió confianza, y se dio cuenta que no era una mala oportunidad. No eran muchas horas de trabajo lo que le estaba exigiendo, sólo horas a la mañana, y por la tarde, atender el celular de la oficina y mantener las citas y la agenda al día. Y eso podía hacerlo donde estuviera. Lo que le daba chances de buscar otro empleo por la tarde. Así que no lo pensó mucho, y acepto el trato.
Alex contento le dijo que como era viernes, mejor comenzaba el próximo lunes a trabajar. Y le acentúo -  pero si te llevas la notebook y el celular de trabajo para que desde casa ya vayas atendiendo si te parece. Yo hablaré con el contador para que me haga el contrato de trabajo y supongo que el martes ya lo firmamos. - Cerraron la charla con un apretón de mano.

…Brenda iba llegando de la facultad, al entrar al departamento, se encontró con Ana tirada en el sofá, hablando por celular y escribiendo en una notebook.

-¿Y qué paso?

-Ya tengo el empleo, comienzo el lunes, bah, ya comencé. Estoy agendando una cita para la semana que viene.

-Genial ¿y Daniii? – preguntó Brenda riéndose.

-No sé, mucha bola no me dio, sólo hable con Alex que es re piola.

-¡Ah!

-Tenemos que festejar. Salgamos a tomar algo esta noche.

-Cualquier excusa es buena para vos para salir.

-¡Siiiiiiiiiiii!

-Está bien, sólo porque conseguiste empleo. Pero sólo unas horas. ¿Y a dónde iremos?

-Me dijeron de un bar con buena onda acá a cinco cuadras.

-¿Te dijeron?

-Sí, las chicas del 3ro.

-Ok, pero no pienso quedarme toda la noche, sabés que no soy sociable.

- Si, ya sé, sólo iremos un rato a escuchar música y a tomar unas cervezas.

Esa misma noche, al entrar al bar, un local no muy grande, atestado de gente. El lugar era algo rustico. Bien decorado y con poca luz. Buena música.
Brenda y Ana, caminaron entre la gente hasta llegar a la barra. Allí le pidieron al barman dos cervezas. Y se quedaron ahí paradas, al lado de la barra mirando hacia la pequeña pista donde había algunas parejas bailando.
De pronto Ana mira hacia la entrada del bar, y ve a Daniel entrar, éste se para y comienza a saludar a unos hombres. Detrás entra Alex, quien hace lo mismo.
Algo entusiasmada Ana le cuenta a Brenda que Daniel estaba en el bar.

-Es él.

-Él… ¿quién?

-Daniel, mira disimuladamente a la puerta ahí está.

- Si es él, pero vos no disimulas nada Ana, deja de mirarlo que se va a dar cuenta que lo miras.

Ana seguía mirando, y de repente Alex las ve. Levanta una mano y las saluda de lejos. Pero continúa hablando con unos tipos. Por su lado Daniel, se acerca a una chica y comienza a hablar con esta.

Brenda ya estaba aburrida, no le gustaba mucho salir a los bares, ni a discos, se sentía asfixiada con mucha gente a su alrededor. Así que bebía su cerveza. Y Ana no dejaba de mirar a Daniel.
Alex apareció al lado de ellas, ni se dieron cuenta.

-Hola ¿se divierten?

-¡Hola Jefe! – le saludó Ana sonriendo.

-¡Hola Ana!, pero lo de jefe lo dejás para la oficina ¿sí?

Brenda lo miró y sólo dijo Hola y se bebió lo último de su vaso de cerveza. Levantó la mano y llamó al barman y le pidió otra cerveza.
Alex intercambió algunas palabras con Ana, y se fue con unos amigos al otro lado de la barra.
Ellas continuaron hablando solas y bebiendo. De pronto dos tipos se les acercaron. Estaban algo borrachos, e intentaron propasarse con ambas.

-Solitas – dijo uno y se le acercó mucho a Ana. El otro se paró detrás de Brenda y comenzó a decirle cosas al oído. Ella intento dar un paso para alejarse de él, pero la agarró del brazo.
Las dos estaban acorraladas, rodeadas por estos dos borrachos. Por más que les decían que las dejaran en paz, ellos insistían.
La diplomacia no servía, así que Ana intento empujarlo, lo que hizo enojar al tipo, quién se le acercó más y trató de besarla, justo en ese momento, aparece Daniel y se lo quita de encima a Ana, con un empujón.

- ¡Mejor se largan idiotas! – Dijo Daniel levantando la voz para que los escucharan porque el ruido de la música era alto.

- Llegaron tardes boludos, las chicas ya están con nosotros - respondió él que tenia agarrada del brazo a Brenda.

- Disculpa, pero las chicas vinieron con nosotros, somos sus novios – Dijo Alex. Y lo empujo al tipo, y este cayó sentadito de culo al piso.

El otro furioso, y por demás borracho, se le fue encima a Alex y lo trompeó. Alex trastabilló, pero no sé cayó. Daniel, lo agarró al tipo por atrás, y lo empujó sin golpearlo al suelo. En ese mismo instante llegaron tres hombres que se suponían hacían de seguridad del local, levantaron a los dos borrachos y se los llevaron.

Daniel se comenzó a reír mientras miraba a Alex que se sobaba la mandíbula.

-Hermano, ya sácate ese bigote falso… - Le dijo Daniel riendo, y al mismo tiempo se dio vuelta para mirar a las chicas.

-¿Están bien? – Preguntó ahora ya serio Daniel

-Sí, gracias – respondió Ana, tratando de tranquilizar a Brenda que se veía realmente asustada.

-Quiero irme – le dijo Brenda a Ana. Ésta la abrazó.

-Sí, ahí nos vamos, Brenda, cálmate.

-Tranquila Brenda, nosotros las acompañamos a casa. No te preocupes – Exclamó Alex,  quién ya no tenía su falso bigote.

-No, estamos bien – Dijo Ana.

-De ninguna manera se van solas de acá – Respondió Daniel– Ya nos hicimos los héroes, así que la hacemos completa Y las acompañamos.

- Ana, ya quiero irme – insistía Brenda.
Ana aceptó que ellos las acompañaran. Así que abrazó a Brenda y la encaminó a la salida del bar. Ellos caminaron detrás de ellas.

Al salir del Bar, los cuatro tomaron en dirección al edificio donde vivían todos.
Caminaban callados. Sólo se escuchaba a Ana tratando de calmar a Brenda que estaba realmente asustada y nerviosa.
Daniel rompió el silencio, y tratando de hacer que las chicas se sintieran seguras con ellos.

-Te dije que no usaras más ese maldito bigote falso Alex.

-Ah- dijo Alex sin entenderlo.

-Mira lo que hace ese bigote tuyo, atrae trompadas jajajaja.

-Sos un estúpido.

-Sí, soy un estúpido, pero buen tipo, y no me propaso con chicas. Sino que las acompaño a sus casas, y las dejó seguras ahí – Al terminar de decir esto. Llegaron frente al edificio.


Ana les agradeció que las hubieran acompañado. Y Brenda sólo los miró, no dijo nada, pero estaba algo más calmada. Y no tenía esa cara de susto que venía trayendo en todo el camino. Alex, les dijo que entraran, que cuando subieran al ascensor ellos se iban. Daniel las saludos. Y se apoyo en el hombro de su amigo para verlas entrar. Caminar al ascensor. Presionar el botón llamándolo  y meterse en el mismo. Cuando ellas entraron. Ambos se dieron media vuelta y se volvieron por el camino que habían venido.
------------------------------------------------------------------------------------------------------
La Teta Feliz Historias y Relatos ® Jjaxxel - Derechos Reservados
© Todos los derechos reservados. Esta publicación no puede ser reproducida, ni en todo ni en parte, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, en ninguna forma ni por ningún medio, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electroóptico, por fotocopia o cualquier otro, sin el permiso previo, por escrito, del autor.

5 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Yo creo q es mujer..solo q lo oculta.....muy..buena.historia

      Eliminar
  2. Yo pude leer esta historia tambien y queria seguir con la lectura pero no me aparece jijuji creo que es porq la esta subiendo.nuevamente es buenisimaaa espero el proximo capitulo

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...